imagen de la realización de un servicio de podologo en Móstoles

Podólogo Móstoles

Si necesitas el servicio de un podólogo en Móstoles, te aconsejamos que acudas a la clínica SantaMaría, donde especialistas con amplia experiencia, pueden examinar tu caso y ayudarte a mejorar la salud de tus pies.

Día a día, nuestros pies sufren. Andamos, corremos, y demás son los encargados de soportar nuestro peso. Por eso es fundamental que los cuidemos bien, porque de lo contrario, caminar será una auténtica tortura.

¿Qué puede hacer un podólogo por ti?

Además de tratar dolencias, el especialista realizará estudios del estado de tus pies, para prevenir posibles infecciones, alteraciones o enfermedades que puedan venir en un futuro. La prevención es la mejor manera de evitar sufrir daños y estar en óptimas condiciones para continuar con nuestra vida. Un buen tratamiento, evita que posteriormente tengamos que pasar por quirófano. Es decir, encontrar la causa de nuestros problemas a tiempo, evitará que en el futuro tengamos que convivir con enfermedades o lesiones crónicas.

¿Cuándo es recomendable acudir a un podólogo?

En cualquier momento y en cualquier etapa de la vida en la que nos encontremos. Dependiendo de nuestra edad, sufriremos diferentes enfermedades. En los bebés, hay que tener especial cuidado de que el crecimiento de sus uñas sea el correcto. En los niños, es frecuente que sufran de papilomas (derivado de sus visitas a la piscina o a los baños públicos), así como el pie plano. En cambio en los adultos, pueden existir lesiones deportivas que no se ha curado bien, durezas o callos en los pies, hongos o bacterias, pies planos no tratados en etapas más tempranas y pies cansados. En ancianos, lo más común son las durezas y los juanetes.

En la Clínica Santamaría, tenemos desde hace años, un servicio de podólogo en Móstoles, por lo que te recomendamos que nos llames al número 910 011 685 o envíanos un email a clinicasantamariamostoles@gmail.com para reservar tu cita con el especialista. Nos encontrarás en la avenida Constitución, número 53.